concierto en coruña 2020

La cantante cordobesa India Martínez recalaba la noche del sábado en la ciudad de A Coruña después de actuar un día antes en Vigo dentro de la gira de presentación de su nuevo disco «Palmeras».

 

Con el Palacio de la Ópera casi lleno hacían aparición en el escenario los ocho miembros de la banda (batería, bajo, dos guitarras, percusión, teclado y dos coristas) mientras que sobre una escaleras que había al fondo del escenario hacía aparición a oscuras la figura de India Martínez, que tras una explosión de fuego en las pantallas comenzó con el primer single del nuevo disco «La gitana». Una canción de aires modernos en la que, aunque ella no lo es, reivindica a la raza gitana con la que ella tiene mucho contacto y amistades.

 

Tras este potente inicio continúa con «Conmigo», tema también del nuevo disco y más pop como nos tiene acostumbrados pero incluyendo ese deje flamenco que no puede evitar. ‘No me creo el poder cumplir este sueño que tenía desde niña cuando bailaba en mi humilde barrio‘ fueron las primeras palabras de India agradeciendo al público su gran acogida.

 

Tras «Pose natural» llegó la hermosa canción de su anterior disco «Todo no es casualidad», coreada por todo el público. Para el siguiente tema se colocaron dos sillas, una para India con guitarra acústica y otra para el cantante Gustavo Almeida, de origen brasileño pero afincado en Galicia, que India quiso invitar para cantar a dúo la balada «Corazón hambriento». Antes de irse Gustavo se vivió un divertido y surrealista momento, ya que India fue el otro día al programa de Roberto Vilar y dijo que no se podía quitar de la cabeza una canción, y comenzaron a cantar con la ayuda del público el conocido «Pousa, Pousa».

 

Continuó con tres temas del nuevo disco «Convénceme» y «Besos escondidos» además de la emocionante e intensa «A mi no me hables» con India sentada en las escaleras de atrezo del espectáculo. Dos percusionistas se sentaron en unos cajones flamencos custodiando a India también sentada en medio para interpretar «El aire y el baile». ‘Veo que os gusta el flamenco‘ dijo India a un público que asintió y se arrancó con unos tangos en los que pudo lucir su potente y espectacular voz aflamencada.

 

Para el siguiente tema pidió al público que encendiera la luz de sus móviles para crear un momento único con el tema «Olvidé respirar» que dejó a todo el mundo con la boca abierta tras el despliegue vocal que hizo India en este tema. Se acercó al borde del escenario y se sentó enfrente al público para cantar la íntima «Ángel». El siguiente tema «Valiente cobarde» era una canción con un claro y rotundo mensaje contra el acoso y los insultos en las redes sociales, un canción que como dijo India hay que cantar con rabia y actitud. El título de su nuevo disco «Palmeras» fue el siguiente tema en sonar, mientras que India anunciaba que el concierto estaba llegando a su fin.

 

Con la conocida «Los gatos no ladran» la cantante aprovechó para presentar a sus músicos y equipo técnico, retirándose al finalizar el tema. Un minuto después salió India en solitario, y sentada al piano pidió al público que cantara esta canción como si no hubiera un mañana, interpretando su gran éxito «90 minutos», entrando la banda a la mitad de la canción.

 

No quiero irme sin cantar estas coplas que me llevan a mi infancia y me recuerdan a mi abuelo cantándomelas en sus rodillas, y a él van dedicadas‘ comenzando cantar varias coplas clásicas, algunas de ellas sin micro y rompiendo a llorar en medio embargada por la emoción del momento. «Solo tú» fue el siguiente tema en sonar y se despidieron definitivamente con la rítmica «Aguasanta» con todo el Palacio de la Ópera puesto en pie y bailando y disfrutando de este final de concierto.